Cuadragésimo segundo día del Omer de la sexta semana :

 

Hoy sacrificaremos "no afligir a la viuda ni al huérfano".

¿Por que el Creador se preocupa tanto por las viudas y los huérfanos ?

 

Parece un poco extraño que el Creador recuerde tantas veces en las sagradas escrituras a las viudas y a los huérfanos, extraño para el que no conoce bien la historia de su Pueblo Israel, ni tampoco sus mandamientos sobre algunas de las obligaciones especificas para con los jóvenes y la preservación y el crecimiento del mismo.

Israel ha sido perseguido por cientos de años y la hostilidad de sus vecinos y de algunos pueblos conquistadores han hecho que sus varones desde muy temprana edad se tengan que incorporar al ejercito y defender su territorio y su soberanía, muchos de los cuales perdían sus vidas en cumplimiento de su deber.

Estos jóvenes debían casarse y permanecer por lo menos un año en sus hogares recién constituidos y disfrutar de sus esposas y de sus primogénitos, por que era una obligación y un mandamiento embarazarlas de inmediato, esto porque si morían en las batallas quedarían sus casas y el pueblo no disminuiría en numero.

Cuando esto sucedía, quedaban una viuda y un huérfano y la promesa del Creador de velar por ellos. Él dice en las escrituras que es el Esposo de aquella viuda y el Padre de aquel huérfano su guardador y su proveedor. Esposo celoso y Padre amoroso y protector.

Esta es la principal razón, el amor del Creador y su autentica responsabilidad y compromiso con estos dos seres que sacrificaron a la cabeza de su hogar y cuya compensación directa es que la Cabeza del Pueblo asume esa ausencia.

Si es así quien se atreva a tocar a una viuda o a un huérfano, en realidad no se esta metiendo con estos dos seres "desamparados" sino con Él mismo en persona.

Para evitar caer en sus manos de Esposo y Padre ofendido el prefiere que el hombre este advertido y proteja también sus tesoros con amor y con todos los recursos que Él mismo nos pone a la disposición.

Es un hermoso mandamiento de amor y de justicia, de solidaridad y de obediencia, se trata de no permitir que a esos hogares les falte nada y que se les respeten sus propiedades y derechos como miembros especiales del Pueblo.

Algunos de nosotros han abusado de las viudas y de los huérfanos quizás por ignorancia o por codicia y los han despojado de sus bienes o de sus derechos, de su paz y en algunos casos de su reputación, creyendo que no tienen a nadie que los proteja o reclame por ellos, pero rápido se dan

cuenta que esos bienes mal habidos o producto del engaño no traen mas que ruina y desesperanza, intranquilidad y enfermedades, dura disciplina del Creador que no tiene compasión con los abusadores y transgresores de este mandamiento aparentemente tan extraño e inocuo.

Pobre de aquel que defrauda la confianza de una viuda o de un huérfano en el Pueblo de Israel, mas le valiera no haber nacido dicen las escrituras, como una Prueba de la severidad de esta clara advertencia del Creador.

Padre si alguno de nosotros toco ese especial tesoro tuyo de una viuda o un huérfano para hacerles daño, perdona y permite que esta oportunidad de reparación, de Purificación y limpieza pueda rectificar su conducta y reparar los daños causados y no repetir esas situaciones que te enojan y nos apartan de ti, por favor te lo suplicamos Padre de misericordia y detén tu ira y concedemos tu misericordia y amor con el PERDÓN necesario para sanar nuestros corazones, así sea.

 

BARÚJ ATÁ יהוה, ELOHÉINU MÉLEJ HAOLÁM, ASHÉR KIDSHÁNU BEMITZVOTÁV, VETZIVÁNU AL SEFIRÁT HAÓMER.

 

Bendito eres Tú, יהוה nuestro Elohim, Rey del universo, que nos ha santificado con Sus mandamientos, y nos ha ordenado lo concerniente a la cuenta del Omer.    

 

Hoy es el día 42 de la cuenta del Omer, o sea séptimo día de la sexta semana, faltando 07 días para Shavuot.